Material para acupuntura y masaje
(pulse aquí)

Agujas de acupuntura y material para masaje

Departamentos

El lenguaje del cabello Ampliar

El lenguaje del cabello

Eric Standop (aut)  
Marca/Editor: Obelisco

EAN/ISBN: 9788491112105

Lectura del rostro a partir del cabello

Más info...

9788491112105

16,35 € sin IVA

Ya sea rubio o castaño, rizado, liso, natural o moldeado con secador, el CABELLO revela mucha más información de la que oculta. Esto lo sabe bien Eric Standop, un profesional experimentado en la lectura del rostro que no sólo se fija en la mímica y en la gestualidad de una persona, sino también en su peinado, en el lenguaje del cabello, lenguaje que hace aflorar la personalidad de un individuo.

  • ¿Qué estilo de cabello revela un determinado carácter?
  • ¿Qué nos descubre el nacimiento del pelo o la raya de un peinado en concreto?
  • ¿Qué relación guardan la estructura y el estado del cabello con la salud?
  • Y, por último, ¿qué nos dicen las cejas, las pestañas y la barba acerca de una persona?

Eric Standop

Licenciado en Pedagogía, inició su carrera profesional en el sector del ocio y del entretenimiento. Muy rápido logró ascender y ocupar cargos directivos en numerosas empresas. En el apogeo de su desarrollo profesional, la enfermedad y la superficialidad del sector le llevaron a interrumpir abruptamente su carrera. Entonces, abandonó su empleo y pasó a estudiar, por interés personal, teorías de la nutrición, técnicas de relajación y de lectura facial. Viajó por todo el mundo y encontró un mentor en un viejo y paciente maestro de la lectura facial que durante años le enseñó dichas técnicas. Con él aprendió a detectar el estado de salud e incluso la personalidad en el rostro de cualquier persona.
Tras ampliar sus conocimientos con numerosos viajes por Sudamérica y Asia, donde entró en relación con otros maestros de su especialidad, Eric Standop se convirtió en asesor y maestro en la lectura de los gestos faciales, con técnicas conocidas como la de siang mien, la lectura facial china

Ficha técnica

  • Formato: 15,5 x 23,5 cm
  • Páginas: 256
  • Encuadernación: Rústica

Índice

Hair languaje: el lenguaje del cabello     5
Introducción. Una historia peluda     11
Mi camino para aprender a leer los rostros     12
Definición de conceptos     16
El cabello en la lectura del rostro     20
Significación del cabello     25
El cabello en la historia     26
La magia del cabello     40
El cabello en los sueños     45
El cabello y la salud     51
Tipos, estructura y crecimiento     52
Análisis del cabello     59
La caída del cabello     62
Enfermedades del cabello     69
El cabello gris     76
Las cejas y las pestañas     81
Cuidado del cabello     87
El cabello y la personalidad     97
Un reflejo de la personalidad     98
Los colores del peló     100
La estructura del cabello     119
La implantación del cabello     122
Largos del cabello     127
La raya     133
Los peinados     142
El peinado y las emociones     181
Las cejas     187
Las pestañas     213
Las barbas     217
Otras vellosidades de la cara     233
Conclusión. La lectura del pelo     237
Dos ejemplos     238
Sobre el autor     248
Bibliografía     250
Identificación de imágenes     250

HAIR LANGUAJE
EL LENGUAJE DEL CABELLO

Los rostros nos fascinan, nos atraen mágicamente. Son decisivos para que alguien nos caiga simpático o no a primera vista. Por medio de nuestro rostro nos comunicamos —a menudo incluso más que mediante la voz y la palabra—. El rostro humano es un medio de comunicación no verbal. Desea comunicarse, y así tiene algo que decir, no sólo a los demás, sino también a nosotros mismos. Las personas que se interesan por la lectura del rostro dedican frecuentemente una especial atención a determinadas características, como por ejemplo las arrugas. Otras, por el contrario, creen que en la forma de la nariz, la barbilla o la boca se hallan «escritas» todas las respuestas. Muy pocas personas prestan atención de manera cons­ciente al cabello y a su estructura, su condición y apariencia. Esto a mí, como lector del rostro, me sorprende, porque también nuestro cabello nos proporciona abundantes indicaciones interesantes que nos conviene conocer.
Cuando consideramos el trabajo que le dedicamos a nuestro cabello en comparación con las demás partes del cuerpo, incluso con el rostro, quizá su importancia nos quedará más clara —y esto no se refiere únicamente al peinado, sino también al cuidado de las cejas y la barba, la vellosidad de las partes íntimas y de las piernas, sí, y también al vello que crece en la nariz y en las orejas. A lo largo de la semana muchas personas acaban sumando de esta forma algunas horas.
Pero, no sólo nos ocupamos de nuestro pelo nosotros, sino que permi­timos también que manos ajenas se dediquen a ello: los centros de depila­ción surgen como setas, en muchos países existen Eye & Eyelash Shops, lo­cales para la estética de ojos y cejas, en los cuales los empleados se ocupan únicamente de las cejas y las pestañas de sus clientes, y no hablemos ya de
los millones de peluqueros que hay en el mundo: solamente en Alemania hay cerca de 74.000 peluquerías. Las encontra­mos casi en cada esquina, e incluso en el pueblo más remoto hay grandes probabilidades de hallar por lo menos una pelu­quería. Los peluqueros no son sólo especialistas en cuestiones relacionadas con el cabello, hacen también de confidentes, personas de confianza, psicólogos y consejeros en temas de salud, todo en uno. Son pocas las profesiones que sean tan multifacéticas.
A pesar de todo, se comprueba que el cabello se percibe de una manera muy superficial. Aparte del trabajo del peluquero, hay poco interés en el pro­fundo valor informativo que tiene el ca­bello. Las publicaciones profesionales se limitan como mucho a divulgar ar­tículos aislados de la redacción, que in­forman sobre medios y productos para la modificación del cabello, y en las publicaciones que tratan de la lectura facial, ésta se aborda con poca sensibi­lidad, lo mismo que ocurre en las es­casas publicaciones científicas. ¿Acaso no es harto curioso que casi para cada órgano o para cada función de nuestro cuerpo contamos con un especialista que nos puede asistir en el caso de una enfermedad o de un problema?
Hay neurólogos, dentistas, otorrinolaringólogos, ortopedistas, oftalmólogos, urólogos, ginecólogos, proctólogos —e incluso para nuestro subconsciente, pensamientos y mundo afectivo hay, junto con el psicólogo, un médico especializado. Y ¿qué tenemos para tratar nuestro pelo? No existe ningún especialis­ta claramente definido. Para el pelo el único profesional médico competente es el especialista de la piel, el dermatólogo.
Quizás esto dependa del hecho de que el pelo es definido científicamen­te como plumas, como una forma de apéndice de la piel (un anexo) —un con­cepto muy poco agradable—. ¿Me equi­voco? No apreciamos debidamente nuestro pelo cuando lo reducimos a esta idea, y ninguna persona sensata admitirá el hecho de que haya una re­lación entre una enfermedad y el es­tado del pelo —como podremos apre­ciar en las explicaciones que encon­traremos a lo largo del libro—. El pelo representa la fuerza vital y la energía. No es casualidad que las raíces del pelo se encuentren en las partes más
sensibles de nuestro cuerpo. El pelo refleja nuestro espíri­tu vital, y por ello constituye un tema muy sensible. Esto se hace muy evidente cuando las personas encanecen o pierden completamente su cabellera. Muchas se inquietan, se vuelven pensativas o incluso se muestran infelices, porque la idea de caducidad, el recorrido por los distintos períodos de la vida, les hace evidente el hecho de que han llegado al último capítulo de su vida.
Pero la salud y la edad son sólo aspectos parciales, a los cuales hay que añadir otro aspecto importante: nuestro cabe­llo es uno de los factores que suscitan simpatías y antipatías. En la verificación de una primera impresión, el peinado es uno de los estímulos clave más importantes. Exteriorizamos nues­tra personalidad mediante el cabello. ¿Por qué, si no, con tanta frecuencia el pelo motiva desavenencias dentro de una familia? Aquel que se tiñe el pelo, se lo corta, se lo afeita, lo deja crecer
o lo trenza arriesga o provoca críti­cas e incluso rechazo —cada actitud según el ambiente que le rodea—. Pero también puede provocar exactamente lo contrario y produ­cir agrado en el entorno y atraer ha­cia su persona miradas de admira­ción. Por ello, de una manera u otra, deberíamos tener claro que cada variación del peinado es seguida con atención por nuestros congé­neres, clasificada y frecuentemen­te también evaluada. El estilo del peinado dice cosas sobre el modo de ser y el enfoque de cada uno ante la vida. Éste representa nues­tra personalidad, pensamientos y -opiniones. Cuando exhibimos un nuevo corte de pelo, o una nueva coloración, marcamos incluso un nuevo punto de inflexión en nues­tra vida.
De este modo, el cabello contri­buye a la comunicación no verbal: nos entregamos al mundo exterior. No sólo hablamos por medio de nuestra voz o el lenguaje corporal, el llamado body language, sino también a través de nuestro pelo, que es especialmente comunicati­vo, y el hair language, el «lenguaje del cabello», no es en absoluto un lenguaje secreto No transcurre por lugares ocultos, sino que tiene un gran valor informativo y no permite que se le ignore.
Sin embargo, a pesar de que es­te conocimiento está bien enraiza­do en nosotros, no confiamos en llegar a conocer a una persona, y preferimos un tipo de acercamien­to más intelectual. Aquí tenemos decididamente en primer lugar a una persona que comprende el «len­guaje del pelo», que sabe ver y escu­char lo que el cabello le transmite, que tiene una ventaja informativa muy valiosa. Esto puede simplificar la relación entre las personas, y ha­cer comprensible el ser interior de un congénere —y esto forma parte de la tradición y de la motivación original de un lector del rostro—. Éste no clasificará, valorará o sentenciará a la persona, sino que preferirá que aflore el verdadero ser de la misma —y para ello el cabello es un medio de valor nada despreciable.
Deseo de todo corazón que ahora leas las páginas que siguen desde este «punto de vista», y que entiendas su contenido como un estímulo para una mejor compren­sión de tus semejantes.
Muchas gracias. ¡Nos vemos! Eric Standop

El transporte de su paquete

Nos pondremos en contacto con usted para confirmar la disponibilidad del material de su pedido, forma de envío y de pago por teléfono o email. Hasta ese momento no podremos saber el coste exacto del envío y solicitar su aprobación.

En Madrid Capital

  • Servicio gratuito de entrega urgente en un día laborable para pedidos superiores a 50 euros.
  • Sujeto a disponibilidad del producto o libro.
  • Para pedidos realizados antes de las 12:00 a.m. por teléfono o correo electrónico.

 

Fuera de Madrid Capital

REEMBOLSO (SOLO ESPAÑA) SEGÚN LAS SIGUIENTES TARIFAS

CORREO CERTIFICADO

Entrega en la oficina de correos, en 7 a 10 días a partir de la disponibilidad del pedido

 

AGENCIA

Entrega a domicilio en 24 horas a partir de la disponibilidad del pedido

HASTA1 KILO6,55€ PENÍNSULA0 A 5 KG9,25€
HASTA2 KILOS7,35€ BALEARES0 A 5 KG12,00€
HASTA3 KILOS7,60€    
HASTA4 KILOS7,75€    
HASTA5 KILOS7,90€    

 

PREPAGO TRANSFERENCIA BANCARIA SEGÚN LAS SIGUIENTES TARIFAS

CORREO CERTIFICADO

Entrega en la oficina de correos, en 7 a 10 días a partir de la disponibilidad del pedido

 

AGENCIA

Entrega a domicilio en 24 horas a partir de la disponibilidad del pedido

HASTA1 KILO3,75€ PENÍNSULA0 A 5 KG6,70€
HASTA2 KILOS5,55€ BALEARES0 A 5 KG10,00€
HASTA3 KILOS5,70€    
HASTA4 KILOS5,85€    
HASTA5 KILOS6,00€    
 

EXTRANJERO:

GASTOS DE ENVÍO

  • El envío será realizado por correo previo pago por PayPal.
  • Se le notificarán el importe exacto y las condiciones del envío por correo electrónico.

 

POLÍTICA DE DESCUENTOS

Ofrecemos el máximo descuento legal en libros (5%) sobre el precio establecido por el editor en ventas realizadas por web según establece la Ley 10/2007, de 22 de junio, de la lectura, del libro y de las bibliotecas. En ningun caso está autorizado un descuento mayor excepto en los libros de bibliófilo, los libros artísticos, los libros antiguos o de ediciones agotadas, los libros usados, los libros de texto y el material didáctico complementario.

carrito  

No hay productos

0,00 € Total

Estos precios se entienden sin IVA

carrito Confirmar

Boletín electrónico